7 de junio de 2013

Con la música a otra aula!



A menudo, cuando pensamos en alumnos con necesidades educativas especiales nos vienen a la mente determinadas habilidades a trabajar: lógica, historias sociales, concienciación fonológica, etc. ¿Y porqué no pensar en juego, expresión plástica o musical? Hay aspectos en los que incidimos menos, pero no por ello son menos importantes.

La primera vez que me pidieron apps para una pequeña con Síndrome de Angelman, en seguida pensé en apps que le pudieran llamar la atención, y pensé en música. La música llega a partes del cerebro dónde el lenguaje no llega, emociona y estimula. Así que fue la primera app que busqué para que pudieran trabajar con la pequeña.

En mi aula pongo música mientras los alumnos trabajan, al principio les asombra pero en pocos días me lo piden ellos. Hace unos días hice una substitución con los que fueron mis alumnos el curso pasado y me pidieron que les pusiera la música que les ponía. La música crea lazos emocionales, muchos de nosotros asociamos canciones o melodías a momentos importantes de nuestra vida, a sensaciones, a emociones.

Así que, ¿porqué no incluir la música en nuestro proyecto para trabajar con nuestros alumnos? Esta fue la pregunta que nos hicimos hace unos días, así que rápidamente me puse a buscar apps musicales para utilizar en nuestras sesiones.

Encontramos muchas apps para realizar actividades musicales, pero hemos decidido empezar a trabajar con las siguientes:


Es una aplicación muy sencilla pero muy estimulante. Presenta diferentes sonidos en forma de gotas de agua que suenan cuando las presionamos. La gracia de esta app es que una vez hemos presionado alguna gota, se va repitiendo su sonido, así que podemos crear una melodía y escucharla tantas veces como queramos.

Resulta muy útil en alumnos con grados severos de afectación ya que es muy intuitiva y estimulante, además en niños con dificultades motrices se convierte en una herramienta muy accesible ya que las gotas se activan fácilmente, son de un tamaño suficientemente grande como para que las puedan ver y tocar con facilidad y están muy juntas para que, con poco ángulo de movimiento, puedan tocar varias gotas.


Genial app de los creadores de Toca Boca en la que podemos montar una orquesta con 16 personajes posibles, colocando un máximo de 9 músicos en la banda y con un lugar especial para la “estrella invitada”. Cada personaje tiene un sonido propio que realiza con partes de su anatomía, por ejemplo, la araña hace sonar sus patas, y combinar los diferentes sonidos es una tarea muy divertida a la vez que creativa.
 

Esta app es una especie de “Simon dice” pero en versión musical. La app está compuesta por cuatro flores de 4, 5, 6 y 7 pétalos y cada flor tiene 7 niveles de dificultad, teniendo así 28 niveles diferentes en el juego.

Una vez elegida la flor y el nivel, aparece una ruleta que elige aleatoriamente un instrumento, y los pétalos de la flor vibran con sonido. La actividad consiste en repetir la secuancia de pétalos y reproducirla en el mismo orden. A cada acierto se va rellenando una barra que hay en la esquina superior derecha, la tarea acaba cuando rellenas del todo la barra.

Es interesante porque a través de la música trabaja la atención, la retentiva visual, la motricidad, la memoria y la capacidad de reacción. Al tener tantos niveles será fácil encontrar uno para cada alumno así que será un recurso útil para trabajar tanto en el aula de Educación Especial como en el aula ordinaria.


Es un juego musical muy divertido donde unos robots de diferente tamaño y color reproducen las diferentes notas musicales, los más grandes en un tono más grave, los pequeños en tono más agudo. La gracia de esta app es que, aparte de poder escuchar canciones interpretadas con estos robots, los niños pueden realizar sus propias composiciones.

Es una de las pocas apps que permiten pulsar con varios dedos a la vez, pudiendo combinar los diferentes sonidos de los robots y creando o practicando canciones que vayan escuchando. Sin duda una app que les encantará y que proporcionará grandes ratos de diversión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada